domingo, 14 de diciembre de 2014

Economía, consumo, consumismo y ahorro

La economía de un país está determinada por muchos factores: políticos, sociales, económicos y hasta culturales. El consumo y la calidad del consumidor son determinantes para el desarrollo de la economía. Aunque la economía no puede depender del consumo, este se ha vuelto imprescindible para el crecimiento económico de un país. Mientras, la economía de un país incide en el comportamiento del consumidor. Estos dos conceptos: economía y consumo, van de la mano y se afectan y retroalimentan mutuamente, a corto y a largo plazo.
Muchos países del mundo, se están enfrentando a una crisis económica que ha hecho que la sociedad en general se abstenga de consumir, pero paradójicamente, esta abstención es la que afecta a la economía. Aunque el consumismo ha disminuído por la incertidumbre que causan las cuestiones económicas, el consumo debe ser estimulado para estimular la economía de un país, ya que el consumo se ha vuelto el motor que mueve a la misma.

Economía, consumo y consumismo
La relación entre economía, consumo y consumismo es muy importante. Para establecer esta relación es necesario definir los conceptos que aquí se verán. La economía estudia los procedimientos productivos y de intercambio, analiza el consumo de bienes y servicios, así como la asignación de los recursos y cómo resolver los problemas económicos. El consumo es la acción social referente a satisfacer unas necesidades mediante la obtención de unos bienes o servicios intercambiados por dinero o por tiempo y puede ser determinante para la salud económica de un país. Mientras, el consumismo surge de la necesidad de obtener unos bienes necesarios, pero con el tiempo se ha vuelto en obtener bienes o servicios no necesarios, pero deseados. Este cambio de concepto corresponde al elitismo capitalista que ha manejado a las masas para su propio beneficio. Le han hecho creer que es mejor gastar en bienes no necesarios que en ahorrar para el futuro.

El consumo se ha vuelto el motor de la economía de una nación y del mundo en general. Cuando el consumo aumenta, aumenta la producción, por la demanda que acarrea el consumo. A su vez, el aumento en la producción incide en la necesidad de emplear a más personas para cumplir con las exigencias de la demanda. Cuando hay más empleo, la microeconomía, es decir, la economía de las personas, se desarrolla, y puede incidir en el poder adquisitivo de estas. Este poder adquisitivo le permite a las personas adquirir unos bienes y servicios que antes, tal vez no podían adquirir. De esta manera la economía del país también se desarrolla. Pero entonces, si así funciona la economía, por qué llega un momento en que ésta se estanca o se deteriora si las personas tienen que seguir consumiendo, aunque sea lo básico y necesario. Es interesante y fascinante esta interrelación entre todos estos elementos o procesos económicos.

Consumo vs. ahorro
Para los economistas esto es un fenómeno que despierta su interés, ya que se ha observado que cuando las personas no consumen, entonces tienden a ahorrar. Estas variaciones entre el consumo y el ahorro determinan el desarrollo de la economía. Por un lado, cuando el consumo disminuye, a corto plazo la economía se afecta, pero si a cambio de esto, el ahorro aumenta, a largo plazo la economía se beneficia. El ahorro hace que el capital aumente, por lo tanto, las posibilidades futuras de invesrión también aumentarán, ya que el ahorro es la base de la inversión. Consumo vs. ahorro, determinantes que pueden contraponerse en el crecimiento económico de un país a corto o a largo plazo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Saludos... tu visita ha sido importante para mi, así como el comentario que me quieras hacer. Gracias

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...